¿Pueden los gatos comer insectos?

¿Pueden los gatos comer insectos?

A los gatos les encanta perseguir y cuando ven algo que se mueve, lo más probable es que siempre les llame la atención. Y esto incluye insectos, como moscas, abejas e incluso cucarachas.

Los ves persiguiendo estos bichos, jugando con ellos y, a veces, incluso comiéndolos. Cuando esto sucede, ¿deberías preocuparte? ¿Deberías llevar a tu gato al veterinario?

Bueno, la buena noticia es que los insectos no son tóxicos para los gatos. Sin embargo, existen otros peligros cuando se trata de gatos que persiguen e ingieren estos bichos.

¿Los gatos comen insectos para obtener proteínas?

Los gatos son carnívoros obligados y necesitan proteínas para sobrevivir. Cuando persiguen insectos, mariposas o cucarachas, no es porque tengan hambre, sino porque es su instinto para hacerlo.

La evolución ha proporcionado a los gatos una audición y una visión agudas, que están programadas para el movimiento. Esto significa que el menor movimiento de una mosca, un mosquito o incluso una pequeña araña puede hacer que su gatito entre en modo cazador.

En términos de instintos, no hay mucha diferencia entre un gato salvaje y un gato domesticado. Están hechos para cazar en la naturaleza y es natural para ellos perseguir cualquier cosa que se mueva.

No necesariamente comerán el insecto, pero debido a que son naturalmente curiosos acerca de estas pequeñas criaturas en movimiento, algunos gatos tenderán a ingerirlas.

¿Son los insectos peligrosos para los gatos? ¿Insectos venenosos?

La buena noticia es que los insectos no son tóxicos para los gatos. Entonces, si tu gato ha ingerido una mariquita o una mosca, no tienes que preocuparte.

En cuanto a insectos con cuerpos duros como cucarachas, escarabajos o grillos, sus exoesqueletos pueden causar molestias gastrointestinales. Estos pueden incluir diarrea o vómitos, pero generalmente desaparecen por sí solos en aproximadamente 2 días. Si los síntomas persisten, es hora de que lleves a tu gato al veterinario.

Si tu gato vomita, puede ser una señal de que ha ingerido algo que su estómago no puede digerir. Puede ser algo bueno, ya que el acto de vomitar elimina algo que puede ser perjudicial para su gato. Sin embargo, debes llevar a tu gato al veterinario cuando continúe vomitando.

Los peligros de los gatos persiguiendo insectos

Aunque comer insectos no causará efectos secundarios graves en los gatos, existen algunos peligros que los dueños de mascotas deben considerar.

Cuando tiene insectos en su hogar, la tendencia es usar insecticidas o pesticidas y rociar las áreas donde se encuentran los insectos. Aunque los insectos moribundos tienen cantidades muy bajas de toxinas y es poco probable que causen efectos secundarios, la ingestión de residuos de insecticidas puede ser peligrosa. Cuando elijas comprar un insecticida para su hogar, asegúrate de que no contenga piretroides, que pueden causar convulsiones, temblores y temperaturas elevadas en los gatos.

Los grillos, como se mencionó, pueden causar malestar gastrointestinal debido a su exoesqueleto, pero también pueden causar otros problemas. Los grillos comen pulgas y las pulgas pueden ser portadoras de tenias, que pueden causar anemia, obstrucción digestiva e incluso pueden ser fatales en los gatos.

Recomendado – Alimento seguro para gatos:

Los gatos y los peligros de las picaduras de insectos

Si bien los insectos no son tóxicos cuando los gatos los ingieren, otro problema puede ser más peligroso, que es la picadura de un insecto. Los gatos pueden sufrir una picadura de abeja o una picadura de araña que tiene veneno.

Si bien la araña doméstica común no es peligrosa para los gatos, hay algunas arañas que se encuentran en los hogares que pueden causar problemas cuando su gato es mordido. Las arañas venenosas como la araña viuda negra, la reclusa parda y la araña vagabundo, pueden causar problemas en los gatos porque son venenosas.

Si tu gato ha sido mordido por una araña venenosa, los síntomas a tener en cuenta incluyen rigidez muscular, dolor en el abdomen e incluso dificultad para respirar. Lleva a tu gato al veterinario inmediatamente cuando veas estos síntomas, especialmente si ves una ampolla en su cuerpo.

Conclusión

Los insectos no son tóxicos para los gatos cuando se ingieren, pero presentan ciertos riesgos. Los insectos de cuerpo duro pueden causar molestias gastrointestinales como diarrea y vómitos, mientras que las arañas venenosas pueden morder a tu gato y causarle problemas de salud graves.

Aunque el acto de comer insectos no es peligroso para los gatos, los otros peligros de perseguir insectos pueden causar riesgos de otros efectos peligrosos.

Si notas que tu gato se ha comido una cucaracha, una mosca o un insecto común, no tienes por qué preocuparte. Sin embargo, si notas que tiene una ampolla no habitual y estaba persiguiendo o jugando con arañas domésticas, debes estar atento a los síntomas de envenenamiento por picadura de araña y dirigirte al veterinario cuando notes un comportamiento inusual en tu gatito.

 

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.